5/13/2012

Críticas de Muhámmad a la Torá que no pudo o no quiso comprender

El Qurán fue codificado años después de la muerte de Muhámmad tras haber pasado por muchas manos diferentes.

Al principio su transmisión era exclusivamente oral. Él mismo no dejó una copia autentificada. Muhámmad muere en el 638 dEC y en el 652 dEC el tercer sucesor de él como dirigente de la comunidad islámica, el califa Uzmán pone por escrito el Qurán en su copia definitiva.

A Muhámmad se le conoce como el profeta “iletrado” ya que según la tradición no sabía leer ni escribir. Su ignorancia en muchas de las materias que el Qurán trata, según los eruditos islámicos atestigua su inspiración divina al desconocer en principio, por si mismo, de que estaba hablando. No sólo se pretende destacar el milagro de la revelación, sino distinguir claramente que Muhámmad no había leído ni la Torá ni los Evangelios cristianos.  

El ángel Gabriel (Yibril en árabe) le hizo en realidad leer el libro del Qurán (pese a que se dice que era analfabeto) en la sura *96:1 con el comienzo de la “revelación” por primera vez dice “Lee اقرَأ .....” en la que se considera la primera sura revelada. Aunque en realidad en árabe se denomina “al-nabi al-ummi” (sura *7 157 158) que quiere decir el profeta del pueblo que no poseía Escrituras, es decir no judío, gentil (suras *2 78; *3 20 75; *62 2). Ummi es relativo a los gentiles.

Según los musulmanes esto hace que el Qurán sea el único libro que es una copia fiel del Libro que Alláh tiene en el Cielo. La Torá está llena de errores añadidos por los “pérfidos” judíos o de supresiones (suras *2 56 73 141 154 169; *3 64; *4 158; *5 16 45; *6 147; *7 162; *16 119) o incluso de vocalizaciones maliciosas por eso la ley musulmana (sharia) vino a derrocar toda ley anterior.   Además las leyes judías solo son prescripciones temporales (suras *4 158; *6 147; *16 119) sin valor en la actualidad y la Torá sólo es una parte del libro de Alláh (suras *4 47; *3 115); o esto es lo que él contestaba cuando los judíos le recriminaban su ignorancia sobre la Biblia Hebrea (Tanaj).

Puede ser que la pronunciación y lectura del hebreo que tuviesen los judíos de Arabia con los que contactó Muhámmad no fuese la mejor del mundo, o él no entendiese el idioma y las normas de lectura, pero al hombre parece que le iba la exageración.

En fin, por todo ello el Qurán dice en una ocasión de los judíos la lindeza de que no tienen más idea sobre el Texto que asnos cargados de libros (sura *62 5). La Torá fue escrita por Moshé, el Maestro de los Profetas, con su propia mano directamente del dictado de HaShem y hasta el día de hoy no ha cambiado ni una sola letra ya que es eterna e irrevocable. Para muchos judíos por su fidelidad es la Revelación definitiva para toda la Humanidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu opinión es importante para nosotros!