5/13/2012

El Qurán llama en algunos versículos a los judíos a la observancia de la Torá.



El Qurán ridiculiza los judíos que no observan el Shabat comparándolos con "monos" (sura *2 65):
وَلَقَدْ عَلِمْتُمُ الَّذِينَ اعْتَدَوْا مِنكُمْ فِي السَّبْتِ فَقُلْنَا لَهُمْ كُونُوا قِرَدَةً خَاسِئِينَ ﴿٦٥﴾
הן ידעתם את אשר עשיתי למחללים את השבת; ונאמר אליהם: היו קופים, והבדלו מבני האדם! 
Sabíais con certeza quiénes de vosotros violaron el shabat Les dijimos: «¡Sed monos despreciables!»

Aunque claro está, el Shabat no fue ordenado a los musulmanes. Los musulmanes dicen que el Islam debe ser universal, que todo pueblo (incluyendo a los judíos) debe adoptar su propia versión del mismo.

  Las citas anteriores junto conque el Qurán llama a Abraham musulmán y en realidad no pudo serlo como hemos demostrado en otro apartado más arriba ya que no pudo seguir el Qurán ni decir shaháda, pueden demostrar que etimológicamente "islam" y "musulmán" pueden así mismo incluir al pueblo del Shabat (Israel).

  Como mucho así debería ser. De otra manera, también se podría decir que si no fuese así no habría necesidad de que Abraham tuviese dos hijos, Ismael e Isaac. Los versículos del Qur'an citados más arriba son favorables a los hijos de Israel...

El Qurán critica a aquellos hijos de Israel que no tienen fe en Alláh (Di-s) y que no observan los mandamientos de la Toráh. El Qurán nunca condena a los hijos de Israel como un todo por no observar los mandamientos de la Torá. La crítica del Qurán a los hijos de Israel nunca puede ser interpretada con rigor como la abolición del Pacto entre HaShem e Israel, nunca podrá ser leída por mucho que se empeñen los musulmanes como el reemplazo de la Torá por la religión del Qurán de Ismael.
  A pesar de los muchísimos versículos de ataques judeofóbicos:
    -  En ningún lugar del Qurán hay ninguna profecía que pueda rechazar el especial estatus de Israel.    -  En ningún lugar del Qurán se establece que las promesas de HaShem a Israel han sido anuladas.
    En este sentido el Qurán (salvando las diferencias) está en completo acuerdo con la Biblia Hebrea (Tanaj). Los profetas de Israel, desde Moisés a Zacarías, amonestan a los hijos de Israel mucho más duramente por sus pecados que lo que lo hace el Qurán. A pesar de ello los profetas judíos siempre ponen énfasis en el Perdón, la Gracia y la Misericordia de HaShem, y que el Pacto establecido con Israel será eterno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu opinión es importante para nosotros!