7/14/2013

פרק צ''א (צ''ב)- Capítulo 92: Yeshu pretendía expulsar y destruir al pueblo judío de Erretz Israel.

BS"D



פרק צ''א (צ''ב)[1]

[1] ויען יש''ו ויאמר להם עוד בדברי משל.
[2] מלכות שמים דומה למלך אשר עושה חופה.
[3] וישלח את עבדיו בעד הקרואים לחופה ולא אבו לו.
[4] וישלח עוד עבדים אדרים לאמר אמרו לקרואים הנה הכנתי המשתה וזבחתי[2] שורים ועופות והכל מוכן. בואו אל החופה.
[5] והם בזו וילכו מקצתם בעיר ומקצתם בעסקיהם.
[6] והאחרים (לקחו את עבדיו)[3] והתעללו בם והרגום.
[7] יושמע המלך ויחר אפו וישלח הרוצחים ההם ואת ביתם שרף באש.
[8] אז אמר לעבדיו החופה מוכנת היא רק הקרואים לא היו ראויים.
[9] ועתה צאו אל הדרכים וכל אשר תמצאו קראו לחופה.
[10]  ויצאו עבדיו אל הדרכים ויקבצו כל הנמצאים טובים ורעים ותמלא החופה מהאוכלים.
[11] ויבא המלך לראות האוכים וירא שם אדם אשר לא היה מלובש בגדי החופה.
[12] ויאמר לו אהובי איך באתה לכאן בלא לבושי החופה. והוא החריש.
[13] אז אמר המלך למשרתיו אסרו ידיו ורגליו והשליכוהו בשאול תחתית ושם יהיה בכי וחרוק שינים.
[14] הקרואים רבים והנבחרים מעטים.

Capítulo 92
[1] Y respondió Yesh”u y les dijo algo en palabras de mashal (parábola):

[2] El Reino de los Cielos es semejante a un rey que hizo una Jupah (ceremonia de boda judía).

[3] Y envió sus siervos a los que habían sido invitados a la Jupah, pero no fueron.

[4] Y envió a otros siervos, diciendo:

Decid a los huéspedes:
He aquí, hice un banquete y sacrifique toros, aves, y todo está listo. Vengan a la Jupa.

[5] Y ellos despreciaron y se fueron, un poco a la ciudad y algunos a sus negocios.

[6] Y otros (tomaron a los siervos), abusaron de ellos y los mataron.

[7] Y escucho el rey, y en su irá se encendió, y envió a los asesinos e incendiaron su Casa (בית) en llamas.

[8] Entonces dijo a sus siervos: La Jupah está preparada, pero los invitados no eran dignos.

[9] Y ahora salgan a las caminos y todos el que te encuentren llámenlos a la Jupah.

[10] Y sus siervos salieron a los caminos y reunieron a todos los que se encontraron, buenos y malvados, de modo que la Jupah se llenó de los que [estaban] comiendo.

[11] Y entró el rey para ver a los que estaban comiendo, y vio allí a un hombre que no estaba vestido con traje para la Jupah.

[12] Y le dijo: Mi amado,  ¿cómo entraste aquí sin vestidos de Jupah? Y no dijo nada.

[13] Entonces dijo el rey a sus funcionarios: sujétenlo de sus manos y pies y arrójenlo en el Sheol (lugar de los muertos) fondo, y allí será el llanto y el rechinar de dientes.

[14] Muchos son invitados y algunos son seleccionados.

Comentario.

Nuevamente nos encontramos ante un plagio hacho por Yeshu, sobre las enseñanzas de nuestros Jaza”l, quien distorsiono la enseñanza de R’ Eliezer y el mashal de Raban Yojanan ben-Zakay:

Talmud Bablí Masejet Shabat 153 a
Nos enteramos de otra parte, R. Eliezer dijo: Arrepentíos, un día antes de su muerte. Preguntaron sus discípulos a R”E: ¿Alguien sabe el día que va a morir? Les dijo: Entonces con más razón que se arrepienten cada día, para que no muera por la mañana, y que encuentre en toda su vida en arrepentimiento (teshuvah). Y Shlomoh  dijo en su sabiduría:
Sean tus ropas siempre blancas, y no le falte ungüento a tu cabeza’ (Kohelet 9:8) Rabí Yojanan ben Zakay dijo: [En una] parábola (משל) a un rey que convocó a sus siervos a una seudah (banquete) pero no fijo un tiempo. Y los entendidos se vestían y se sentaron en la puerta del palacio. [Y ellos] dijeron. 'a todo esto, ¿no le falta nada al palacio del rey? Y dijeron los necios que se dedicaban a su trabajo: "¿Puede haber un banquete sin problemas?»  De repente, el rey desea [la presencia de] sus siervos: los sabios entraron arreglados, mientras que los necios entraron sucios. El rey se alegró de los entendidos, pero se enojó con los necios. Y ordeno a los que se arreglaron para el banquete: ‘dejarlos reposar, comer y beber’. Pero los que no se arreglaron para el banquete, déjenlos de pie y [únicamente que] vean'.
תנן התם רבי אליעזר אומר שוב יום אחד לפני מיתתך שאלו תלמידיו את ר"א וכי אדם יודע איזהו יום ימות אמר להן וכל שכן ישוב היום שמא ימות למחר ונמצא כל ימיו בתשובה ואף שלמה אמר בחכמתו (קוהלת ט) בכל עת יהיו בגדיך לבנים ושמן על ראשך אל יחסר א"ר יוחנן בן זכאי משל למלך שזימן את עבדיו לסעודה ולא קבע להם זמן פיקחין שבהן קישטו את עצמן וישבו על פתח בית המלך אמרו כלום חסר לבית המלך טיפשין שבהן הלכו למלאכתן אמרו כלום יש סעודה בלא טורח בפתאום ביקש המלך את עבדיו פיקחין שבהן נכנסו לפניו כשהן מקושטין והטיפשים נכנסו לפניו כשהן מלוכלכין שמח המלך לקראת פיקחים וכעס לקראת טיפשים אמר הללו שקישטו את עצמן לסעודה ישבו ויאכלו וישתו הללו שלא קישטו עצמן לסעודה יעמדו ויראו

Este mashal (parábola) subraya la necesidad de estar preparados para el día de ajuste de cuentas. En conjunción con la primera parte de esta sección, el pasaje que introduce la parábola, es evidente que uno se viste para están en la seudah a la que el rey (Di”s) invita a sus siervos. Implica el arrepentimiento. El arrepentimiento se le asigna un valor mayor que "trabajo" o "el esfuerzo." Nada falta en el palacio del rey de que los funcionarios podrían compensar.

La parábola subraya la invitación misericordiosa de Di”s y la respuesta apropiada, que es el arrepentimiento. Tal parábola de Raban Yojanan Ben-Zakay comparte aparentemente los énfasis fundamentales y la historia de la parábola del banquete atribuidas a Yeshu que se encuentra en el Evangelio de Mateo, Evangelio de Thomas 64 [4], y sobre todo en el Evangelio de Lucas 14:16-24, y si se comparan las dos versiones se demuestra que el relato de Lucas es diferente del de Mateo y ofrece a primera vista el texto más antiguo: un hombre rico invita a sus amigos a una comida pero los invitados se niegan a asistir, presentando excusas plausibles, pero fútiles.

Este relato, que en Lucas queda en el marco natural de una parábola, lleva consigo en Mateo rasgos alegóricos: el notable se ha convertido en un rey, la comida (δεῖπνον μέγα-סְעוּדָה גְדוֹלָה) se transforma en una Jupah  (banquete de bodas-חופה) los sirvientes (que son muchos) son maltratados y asesinados. Más aún, Mateo nos habla de soldados enviados por el rey irritado contra los invitados ingratos y asesinos, y procede a realizar la destrucción de su Casa (del Beit HaMikdash, Templo de Jerusalem) [en la versión griega se trata tan solamente de la ciudad-πόλις (Jerusalem)]. Inmediatamente se ve que ya no se trata en Mateo de una simple parábola. Cada rasgo debe ser interpretado en sí mismo: el rey es una metáfora corriente de Yeshu; el banquete de boda evoca a la victoria de la ocupación romana en Israel; en el destino de los sirvientes es el rechazo del pueblo judío a la evangelización hecha por los apóstoles de Yeshu antes de la guerra judía y por último es la destrucción del Beit HaMikdash (Templo) (o de la ciudad de Jerusalem- Πόλης της Ιερουσαλήμ) en la catástrofe del 70 d.C. Ante la perspectiva retorcida de Yesh”u, el pueblo judío es rechazado, y él convoca a un nuevo pueblo, conformado por pritzim (violadores), pecadores, rameras y sobre todo por el pueblo romano.

Esto dista mucho de lo que se enseña en el Libro del profeta Malají / Malaquías (3:18-19) quien predice un desastre que se avecina para el malvado, del cual no quedara raíz ni rama:

וְשַׁבְתֶּם וּרְאִיתֶם בֵּין צַדִּיק לְרָשָׁע בֵּין עֹבֵד אֱלֹהִים לַאֲשֶׁר לֹא עֲבָדוֹ.  {פ}
כִּי-הִנֵּה הַיּוֹם בָּא בֹּעֵר כַּתַּנּוּר וְהָיוּ כָל-זֵדִים וְכָל-עֹשֵׂה רִשְׁעָה קַשׁ וְלִהַט אֹתָם הַיּוֹם הַבָּא אָמַר ה צְבָאוֹת אֲשֶׁר לֹא-יַעֲזֹב לָהֶם שֹׁרֶשׁ וְעָנָף

 “[18] Y nuevamente discerniréis entre el tzadik (justo) y el rasha’ (malvado), entre el que sirve a Di”s y el que no Le sirve. [19] Porque he aquí que viene el día, que abrasará como un horno, en el que tropezarán todos los soberbios y todos los que obran maldad. Y en ese día arderán, dice el Etern-o de los ejércitos, de modo que no  quedará de ellos raíz ni rama.”

El profeta Malají hace énfasis que habrá diferencia entre el tzadik y el rasha; Yesh”u dice que en su tiranía no habrá diferencia entre el rasha y el tzadik; el Profeta Malají menciona que los soberbios y los que obran mal arderán, mientras que Yeshu dice que arderán los que no le despreciaron (judíos), y amenaza que ardera el Beit HaMikdash; por último, en el pasuk 17 dice que el Etern-o se compadecerá, mientras que en la parábola de Yesh”u, no se compadecerá de alguien que no le quiera dar la importancia en su festín.  
En la parábola de Yeshu no hay una llamada a hacer teshuva (arrepentimiento), es una amenaza de destrucción al pueblo judío como al Beit HaMikdash, así como de traer a los países gentiles (Lucas 13:28), y echar a los hijos del Reino afuera (Mateo Griego 10:18).

Las enseñanzas de Yeshu HaRasha, lejos de ser similares a las de los profetas, o a las de nuestros Jajamim, se aproximan más a los deseos de Haman HaRasha, quien solicitaba la aniquilación del pueblo judío, tal como se lee en la Megilat Esther 3:6:

 וַיְבַקֵּשׁ הָמָן לְהַשְׁמִיד אֶת-כָּל-הַיְּהוּדִים אֲשֶׁר בְּכָל-מַלְכוּת אֲחַשְׁוֵרוֹשׁ עַם מָרְדֳּכָי.
Puesto que Hamán quería destruir al pueblo de Mordejai. Todos los judíos del reino entero de Ajashverosh.
Las enseñanzas anti-judías de Yesh"u se aproxima más a Eisav, Amalek, y Haman; sin lugar a dudas, Yeshu esta a años luz de haber sido considerado Mashiaj, rabino, o moreh, más bien fue un enemigo del mismo pueblo judío.



[1]             The typo in the original is noted by the additional parenthesis which gives the correct reading.
[2]             Cp. quvw in Acts 10:13.
[3]             These words are missing in C, but found in ABDEF.
[4]             El Evangelio deTomas 64 a-b dice:




Y dijo: Una persona tenía huéspedes. Y cuando había preparado el banquete, envió a su esclavo para convidar a los huéspedes. Fue al primero, le dice: Te convida mi amo. Respondió: Tengo unos negocios con unos mercaderes, vienen a mí por la tarde, iré para colocar mis órdenes con ellos, ruego ser excusado del banquete. Fue a otro, le dice: Mi señor te ha convidado. Le respondió: He comprado una casa y me exigen por un día, no tendré tiempo libre. Vino a otro, le dice: Mi amo te convida. Le respondió: Mi compañero va a casarse y tengo que preparar un festín, no podré venir, ruego ser excusado del banquete. Fue a otro, le dice: Mi amo te convida. Le respondió: He comprado una villa, voy a cobrar el alquiler, no podré venir, ruego ser excusado. Vino el esclavo, dijo a su amo: Los que usted ha convidado al banquete se han excusado a sí mismos. Dijo el amo a su esclavo: Ve a los caminos, trae a quienesquiera que encuentres, para que coman. 64b. Y él ha dicho: Comerciantes y mercaderes no entrarán en los lugares de mi Padre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu opinión es importante para nosotros!