12/29/2019

¿La Torah de los Saduceos en Arabia Saudita? ¿Yeshu era un saduceo?

BS"D
En la literatura de otra religiòn como lo es el Corán en la Surah Al-Bakarah 2:93 se lee:
«وإذ أخذنا ميثاقكم» على العمل بما في التوراة «و» قد «رفعنا فوقكم الطور» الجبل حين امتنعتم من قبولها ليسقط عليكم وقلنا «خذوا ما آتيناكم بقوة» بجد واجتهاد «واسمعوا» ما تؤمرون به سماع قبول «قالوا سمعنا» قولك «وعصينا» أمرك «وأشربوا في قلوبهم العجل» أي خالط حبه قلوبهم كما يخالط الشراب «بكفرهم، قل» لهم «بئسما» شيئا «يأمركم به إيمانكم» بالتوراة عبادة العجل «إن كنتم مؤمنين» بها كما زعمتم. المعنى لستم بمؤمنين لأن الإيمان لا يأمر بعبادة العجل، والمراد آباؤهم: أي فكذلك أنتم لستم بمؤمنين بالتوراة وقد كذَّبتم محمداً والإيمان بها لا يأمر بتكذيبه.
Y [recuerden] cuando celebré con ustedes el pacto y levanté el monte encima suyo [y dije]: "Aférrense con fuerza a lo que les he dado y obedezcan". Dijeron: "Oímos, pero desobedecemos". Y como castigo por haber negado la verdad sus corazones quedaron embebidos de amor por el becerro [de oro]. Diles [¡oh, Mujámmad!, a ellos]: "¡Qué pésimo es lo que su fe les ordena hacer, si en verdad fueran creyentes!"
(Q 2:93; cf. 5: 6)
La declaración “Oímos, pero desobedecemos” parece ser una alusión a una cierta expresión bíblica. De hecho, podría estar refiriéndose a la respuesta del pueblo de Israel a la orden de Di-s de obedecer durante la ratificación del pacto del Sinaí, tal como se lee en la Torah:
וַיִּקַּח֙ סֵ֣פֶר הַבְּרִ֔ית וַיִּקְרָ֖א בְּאָזְנֵ֣י הָעָ֑ם וַיֹּ֣אמְר֔וּ כֹּ֛ל אֲשֶׁר־דִּבֶּ֥ר יְהוָ֖ה נַעֲשֶׂ֥ה וְנִשְׁמָֽע׃
“Y tomó el libro del pacto [(desde la creación hasta la entrega de la Torá y las mitzvot dadas en Marah)], y lo leyó en los oídos del pueblo, y dijeron: Todo lo que el Eterno ha hablado haremos y escucharemos.”
(Shemot / Éxodo 24: 7; 19:5)
O cómo se traduce en el Tafsir del Rab Sa’adia Gaón AlFayyumi:
תים אכיד֗ כתאב אלעהד פקראה עלי אלקום וקאלו ג֗מיע מא אמר אללה בה נקבלה ונצנעה
تيم اكيد֗ كتاب العهد فقراه علي القوم وقالو ج֗ميع ما امر الله به نقبله ونصنعه
“Y él (Musa) tomó la Escritura (Kitab) del Pacto y lo leyó al pueblo, y dijeron: Todo lo que Alah (Di’s) nos ha mandado lo aceptamos y hacemos”.
Aquí, lo que se entiende por la expresión parafraseada por Muhammad de "Escuchamos y desobedecemos" no es la respuesta literal que el pueblo de Israel le dio a Di-s en el Sinaí, sino más bien sus actos reales que hicieron después, como la adoración del becerro de oro, rechazando el orden divina de entrar en la tierra de Canaán e inclinarse ante otros dioses (véase Shemot 32).
Por lo tanto, en respuesta al llamado del Corán, los judíos de Medina podrían haber estado diciendo: "Escuchamos y desobedecimos” (samiʿnā wa-ʿaṣaynā) aludiendo a las palabras del pueblo de Israel en el pacto del Sinaí: "Haremos y escucharemos / seremos obedientes (naʿase ve nishmaʿ) "(Éxodo 24: 7).
De particular interés es la similitud fonética entre la palabra hebrea ʿasa / עשה, que significa "lo hizo", y la palabra árabe ءعى / ʿ aṣá, que significa "desobedeció", lo que hace que la alusión sea aún más evidente".
Otro punto a tener en cuenta es que una de las características de los tzadukim (saduceos) fue cambiar el orden de las palabras de "Haremos y escucharemos" (נַעֲשֶׂ֥ה וְנִשְׁמָֽע) a "Escucharemos y haremos" (נִשְׁמָֽע וְנַעֲשֶׂ֥ה) para hacerlo más racional para sus oídos. Ibn Hazm y Al Jahiz dicen que los judíos del Corán eran saduceos. La tradición rabínica describe a los saduceos como literalistas y minimalistas, desobedeciendo a muchas de las tradiciones de la Toráh. Es interesante leer que el ataque que hace Yeshu contra los Perushim (explicadores de la Torah) y Jajamim (Sabios) expresado en el Evangelio de Mateo Hebreo (Capítulo 96) no solamente fue en aras de descalificar, y de burlarse de aquellos que dieron gezerót (decretos negativos), "takanót" (decretos positivos) y "minhagót" (costumbres), los cuales se habían extendido a través  de todo el Pueblo de Israel en cada lugar donde vivían durante la época de Beit Sheni (Segundo Templo).
Los grupos mesiánicos y nazarenos desde que salió a la luz el artículo del caraita Nehemiah Gordón, The Hebrew Yeshua Vs. the Greek, en el año 2009 con base a este capítulo de Shem Tob, han pululado las opiniones de tales grupos en descalificar al judaísmo rabínico, para restarle importancia a la Torah Oral y así descafeinar al judaísmo y la observancia de mitzvot.
El caraita Nehemia Gordón en su empeño de simpatizar con los grupos cristiano-hebreos y otros heréticos cristianos, cita al sabio caraita Ya’acov Kirkisani (dogmático y exegeta caraíta que floreció en la primera mitad del siglo X), en la que menciona que Yeshu fue un buen judío conforme a la enseñanza de los fundadores de la secta caraita tales como Tzadok y Anan, en donde se lee:
ואמא קום מן אלקראיין יזעמון אן, ישוע כאן רגלא צאלחא ואנמא כאן סבילה סביל צדוק וענן-واما قوم من القرايين يزعمون ان, يشوع كان رجلا صالحا وانما كان سبيله سبيل صدوق وعنن.
.וקבוצה מן הקראים טענה שישוע היה צדיק ונהג בדרכיהם של צדוק וענן.
“Algunos de los caraítas dicen que Yeshúa era un tzadik (justo) y que seguía los caminos de Zadok y Anán, y otros; [y que los rabanitas conspiraron contra él y lo mataron del mismo modo en que intentaron matar a Anán, pero sin éxito]
-Ya’acov Kirkisani p. 42-43- יעקוב קרקסנאני, כתאב אלאנואר ואלמראקב
Esta apreciación tuvo eco con el caraita Yehudah Hadassi de Constantinopla a mediados del siglo XII. quien dice en su libro Eshkol HaKofer 142 lo siguiente:
יודעי תורה בני מקרא אומרים כי ישוע איש מתוקן וחכם וצדיק בדבריו מתחילה היה לפני ישרים . ומדרך צדוקים וביתוסים ואסר גם הגירוש מאשה כמו שאסרו צדוקין.
“Aquellos que conocen la Torah de los caraitas (Bene-Mikra) dicen que Yeshúa fue un hombre corregido, Jajam, y tzadik que en sus palabras comenzó a ser honesto. Y [que se alineó] al camino de los tzadokim (saduceos) y betuseos, en cuyo corazón estaba decidido en prohibir que se divorciara a la mujer, tal como prohibieron los saduceos.”
-W. Bacher, Chapters of Jehudah Hadassi 's, “Eshkol HaKofer”, JQR, 8 (1896), p. 436.
Mientras que Abd Al-Jabar-עבד אלגבאר en Tatbit, en el folio 142 habla sobre una secta judía que creía que Yeshu había sido uno de los tzadikim (justos), hasta que negó su mesianismo, de acuerdo con la secta, dicen que Yeshu fue ejecutado sin culpa propia[1] (מספר על כת יהודית שהאמינה כי ישו היה מן הצדיקים, אך התכחשה למשיחיותו. לדעת הכת, הוצא ישו להורג על לא עוול בכפו) Se cree que Abd Al-Jabar se refiere a los caraitas, lo cual dijo Ya’acov Kirkisani.[2] Tal creencia de la “justicia” de Yeshu la atestigua Kirkisani sobre el caso de Anan. Según esta fuente, Anan pensó que Yeshu no había rechazado la Torah de Mosheh, pero se fue en su camino (סבר ענן שישו לא התכחש לתורת משה ,אלא הלך בדרכיו) y por lo tanto, los judíos necesitaron matarlo (ועל-כן לא היו צריכים היהודים להרגו). Un punto alarmante que hace Ya’akov Kirkisaní para el judaísmo es que él considera que Yeshu fue una especie de Mesías, tal como él escribe:
האבנגליונים אכן אינם דברי התגלות אלוהית וישו אינו אל ,אך יש לקבל את משיחיותו
Los evangelios no son revelaciones divinas, y Yeshu no es un dios, pero su mesianismo debe ser aceptado.[3]
Según el historiador egipcio Al-Maqrizi (1364 – 1442) Anán el caraita creía en el mesianismo de Yeshu y creía que Muhamad (Mahoma) había recibido una revelación divina, que los árabes estaban obligados a observar, pero esta revelación no anuló la Torah de Mosheh[4] (האמין ענן במשיחיותו של ישו וסבר, שמחמד קיבל התגלות אלוהית , שהערבים מחויבים לקיימה, אך התגלות זאת לא ביטלה את תורת משה) Hemos visto como Kirkisani habla sobre uno de los libros de los caraitas, en el que creían que Yeshu era un hereje (min) de los tzadukim (saduceos) pero ellos negaron su mesianismo, ellos incluso pensaron, que hay una cercanía entre la doctrina de Yeshu y la doctrina de Tzadok y Anan.
Según Nehemia Gordón, los tzdukim (saduceos) eran la versión primitiva de los antiguos caraitas, debido a “que todos los Saduceos eran unánimes en su devoción a la Torá y en su rechazo a las innovaciones farisaicas” (Gordon Nehemia, El Yeshua Hebreo Frente al Jesús Griego, p. 72), además menciona que Kirkisani también comparaba a Yeshúa con el caraita Anan, debido a que ambos “se opusieron a las leyes artificiales de los rabinos e intentaron volver al pueblo a la Torá”.
Tal hipótesis se fundamenta en lo que se lee en el capítulo 96 del Evangelio Hebreo de Mateo, sobre el tema de la prohibición de seguir las Takanot y Ma’asim, y es por ello  que los caraitas durante la Edad Media veían en Yeshu como un antiguo tz’doki (saduceo), o un antiguo “caraita”, quien se opuso a los antecesores de los rabinos; sin embargo desde el punto de vista del judaísmo rabínico, tal hipótesis, añadiría un elemento más a nuestro estudio sobre el Evangelio Hebreo de Mateo (Shem Tov) en el cual a Yeshu se le podría tipificar el ser un kofer-Torah (desviado de las tradiciones judías-כופר), semejante a los tz’dokim y betosim.
 Notas.

 1] Yoram Amram Jagay ben Shamai, El encuentro del Caraismo con los Rollos del Mar Muerto y la Literatura Apocrifa (המיפגש של הקראות עם המגילות הגנוזות והספרות האפוקריפית הקרובה לה), La discusión se llevó a cabo en el marco del Centro para el Estudio de la Tierra de Israel y el Acuerdo de Yad Ben Zvi y la Universidad de Tel Aviv, Tel-Aviv, Tu B'Bevet, Ed. Los Rollos del Mar Muerto y la Literatura Apócrifa (21/12/1983), p. 64.
[2] Kirkisani, p. 167.
[3] אלמקריזי, אל טט, ג, עמ' 372 .
[4] Ibid.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu opinión es importante para nosotros!