5/27/2013

Apéndice: Diferencias entre los Evangelios Hebreos

BS"D

Según Epifano este evangelio escrito en hebreo era utilizado (en diferentes versiones) por nazarenos y ebionitas.

¿Quiénes eran los nazarenos y ebionitas?

Según los Padres de la Iglesia son nuestra principal fuente de información sobre los diversos grupos “judeo”-cristianos. Los Padres de la Iglesia tenían un conocimiento directo de estas comunidades que desaparecieron poco a poco y tuvieron acceso a su literatura, hoy en gran parte perdida. Sin embargo, su testimonio encierra una cierta ambigüedad, pues, aparte de Justino, los Padres presentan a gentes a las que ya han juzgado desde lo más profundo de sí mismos. En la literatura patrística, las menciones relativas a los nazareos y los elkasaítas son relativamente limitadas; no sucede lo mismo con los ebionitas, señalados en varias ocasiones por numerosos Padres de la Iglesia. Ni que decir tiene que, al renunciar a estudiar la totalidad de los testimonios patrísticos, dirigiremos nuestra atención sobre aquellos que nos parecen más significativos. Entre los Padres, el primer testigo será Justino (Diálogo con Trifón 46-48), el cual pertenece a una época en que, según parece, los judeocristianos aún no recibieron nombres particulares.

Los Ebionitas.
Los ebionitas son mencionados especialmente por hereslólogos como Hipólito de Roma (Refutación de todas las herejías 7,34) o Epifano de Salamina (Panarión 30), estos se inspiran a veces directamente en Ireneo de Lyon, que es el primero en nombrar así a este grupo (Adversus Haereses 1,26,2) Otros Padres nos informan de manera más ocasional, a pesar de que el testimonio de Tertuliano es breve, merece ser señalado, pues este Padre es de lengua latina, mientras que la mayor parte de los testigos más antiguos son de lengua griega (Sobre la Prescripción de los Herejes 10,8, 33,5 11) Orígenes resulta particularmente útil, pues juega con el significado del nombre ebionita (אביוני) y llama la atención de sus lectores sobre los aspectos doctrinales. De su inmensa obra nos centraremos en fragmentos de su Comentario a Mateo, en sus Homilías sobre el Génesissobre Jeremías y sobre Lucas; sin dejar de lado, ciertamente, su obra Contra Celso y su Tratado de los Principios. Por Eusebio es muy interesante, también, pues hace que percibamos la diversidad de grupos ebionitas y precisa perfectamente los vínculos que pudieron surgir entre la comunidad judía de Jerusalén y los judeocristianos (minim, mumarim) en su conjunto, por otra parte, estaremos particularmente atentos a la manera en que habla de los «hebreos» (HE 3,25,4-5, 3,27; 4,5,2-4)

            Los nazarenos.

Los nazareos son mencionados por primera vez en Epifano de Salamina (Panarion 29), están en el centro de un intercambio epistolar entre Agustín y Jerónimo (Agustín, Cartas 28,40, 71,82; Jerónimo, Cartas 72,75,81); este último los relaciona con los ebionitas, y parece considerarlos como una especie particular entre ellos.
Para Interpretar el testimonio de los Padres y evaluar su interés, al investigador le gustaría disponer de los escritos judeocristianos, a fin de poder emitir libremente un juicio sobre su pensamiento y su fe. Ahora bien, la literatura de que disponemos es poco abundante, algunos fragmentos evangélicos judeocristianos nos han llegado sobre todo a través de citas patrísticas. Los investigadores han reconocido a través de estas citas tres evangelios que han sido llamados como el Evangelio de los Nazarenos (הבשורה של נצרים), el Evangelio de los Ebionitas (הבשורה על פי האביונים) y el Evangelio de los Hebreos (בשורה על פי העברים).
A estos testimonios tan parciales podemos añadir la literatura Pseudo-Clementina los Reconocimientos y las Homilías, sin olvidar algunos otros documentos, especialmente la Carta de Clemente a Santiago,  Los Reconocimientos y las Homilías beben de un mismo documento, llamado por los críticos como el «Escrito de base», fechado entre los años 220 y 260 este «Escrito de base» utiliza fuentes que le relacionan con el judeocristianismo. Entre estas fuentes, los Kerigmas de Pedro, un escrito de los años 200, y sobre todo un texto que se encuentra en los Reconocimientos 1,27-71.

            El Evangelio Hebreo de estos tres grupos y sus diferencias.

Evangelio de los Ebionitas
Evangelio de los Nazarenos
Evangelio de los Hebreos
Ireneo considera como esenciales   para la fe es reducida, puesto que están apegados sólo al Evangelio de Mateo, el más cercano a la tradición judía.

Ireneo les reprocha vivamente que consideren a Yeshu simplemente como un hombre, pues en Yeshu no reconocen al Hijo del Padre.

Ahora bien, una sana lectura del Evangelio de Mateo, al que ellos apelan, manifiesta su error.
Ireneo se refiere particularmente a la traducción de Yeshayah 7,14 que ellos propugnan.

En efecto, los ebionitas siguen las traducciones griegas de los judíos Teodición de Éfeso y Áquila del Ponto:

δια τουτο δωσει Kυριος αυτος υμιν σημειον ιδου η νεᾶνις  εν γαστρι εξει και τεξεται υιον και καλεσεις το ονομα αυτου εμμανουηλ

He aquí que el mismo Señor os dará una señal: He aquí una mujer joven[neanis νεᾶνις] concebirá aun hijo y lo denominara así mismo Emanou-el”.

 A diferencia de los Setenta, estos traductores entienden en efecto el almah hebreo (muchacha) como neanís (joven), y no como parthenos (virgen). Para Ireneo, una interpretación como ésta resulta imposible desde el nacimiento de Yeshu:

«[Estos traductores] son seguidos por los ebionitas,
que dicen que Yeshu nació de Yosef, destruyendo así tanto
como hay en ellos de esta gran "economía" de Di-s y reduciendo a nada el testimonio de los profetas, que fue la obra de Dios»

(AH 3,21,1).

La comprensión de Yeshayah 7,14 estuvo en el centro de la disputa entre judíos y cristianos sobre Yeshu, pero también dividió a los discípulos de Yeshu.
Sin embargo, en una especie de apéndice a la noticia sobre
los nazareos, Epifanio insiste en una vinculación particular:

«Tienen también el evangelio según Mateo de una forma muy completa en hebreo […] como estaba escrito al principio. Pero yo no sé si han retirado también las genealogías desde Abrahám hasta Cristo» (Panarion 29,9,4).

A veces se ha pensado que esta observación podía apoyar
la idea de un Evangelio de Mateo que hubiera existido primero en una lengua semítica, como deja suponer una observación de Papías de Hierápolis referida por Eusebio en HE 3,39,16, pero no hay nada de   esto. Estas pocas líneas sobre el Evangelio de Mateo en hebreo distinguen a los nazareos de otros cristianos que leen este evangelio en griego.

Los nazareos muestran un gran interés por este evangelio, pero nada deja suponer que fueran infieles a los otros escritos cristianos. Así pues, se distinguen tanto de los cerintianos, que no utilizan más que una parte del Evangelio de Mateo.

Este evangelio «según Mateo» en hebreo es llamado muy frecuentemente por Jerónimo y los códices que lo citan el «evangelio judío» o «según los hebreos». Fue reconstruido
muy parcialmente en época moderna con ayuda de las
citas tomadas de las obras de Jerónimo, Eusebio y de algunos fragmentos encontrados en manuscritos griegos mateanos. Los fragmentos así reunidos confirman la importancia que los nazareos concedían a una lectura en lengua semítica, quizá en arameo más que en hebreo. La estructura de este evangelio debía de ser bastante semejante a la del Evangelio de Mateo en griego, pero el propio contenido podía diferir de forma bastante sensible.
En todo caso, los fragmentos que se conservan no conducen a pensar que este evangelio conllevara un carácter heterodoxo con relación a la fe de la mayoría de los discípulos de Yeshu. Este hecho confirma la presentación de Epifanio.
El Evangelio de los Hebreos es objeto de citas por parte de Epifano (Panarion 30) y los críticos han podido precisar así sus rasgos característicos.
Epifano lo considera como una forma falsificada del evangelio canónico de Mateo. De hecho, este evangelio, probablemente
de finales del Siglo II, fue redactado en griego, tal se ha dicho sobre este:

«era un escrito de tipo Sinóptico, constituido por un mosaico
de expresiones tomadas de los tres primeros evangelios» (Daniel A. Bertrand). Esta armonía evangélica mezcla
los tres sinópticos introduciendo rasgos típicos de las creencias de algunos ebionitas, en particular de su cristologia.



5/26/2013

Rabino Shlomo Aviner: 'enfermo mental'

BS"D



Ieshiva Ateret Ierushalaim
Bajo la dirección del
Rabino Shlomo Aviner

                                                                                                       #187

Soy un enfermo mental

Pregunta: Yo no valgo nada, tengo una enfermedad mental grave, no tengo ningún valor. De vez en cuando voy al hospital a recibir tratamientos, y vuelvo totalmente anulado. Soy un desgraciado, mi esposa es una desgraciada,  mis hijos son desgraciados. No hago nada de valor en mi vida.
Miro a los compañeros que estudiaron conmigo, todos ellos son exitosos, enseñan ToráRabanim (Rabinos), educadores – y yo soy un felpudo.
Estudio Torá algunas horas, a penas logro entender algo, y luego lo olvido todo, por los tratamientos. ¿Qué valor tengo? ¿Qué sentido tiene mi vida?
Muchas veces la desesperación se apodera de mí, y me pregunto: ¿Para qué vivo? No valgo nada.
Respuesta: 

פרק פ''ב- Capitulo 82: La frustración del hombre "rico" y la egolatría de Yeshu

BS"D



פרק פ''ב

[13] אז הובאו אליו ילדים לשים ידו עליהם ולהתפלל עליהם ותלמידיו מגרשים אותם.
[14] ויאמר אליהם יש''ו הניחו הנערים לבא אלי תמנעום שמהם מלכות שמים. באמת אני אומר לכם שלא יכנס במלכות שמים אם לא כאלה.
[15] וישם ידו עליהם וילך משם.
[16] ויגש אליו בחור א''[1] משתחוה לו ויאמר לו ר' איזה טוב אעשה לקנות חיי העה''ב.[2]
[17] ויען אליו מה תשאל מטוב אין האדם טוב כי האל לבדו הוא טוב. ואמ תרצה לבא בחיים שמור המצוות.
[18] ויאמר לו מה הן. ויאמר לו יש''ו לא תרצח לתגנוב לא תענה ברעך עד שקר.
[19] כבד את אביך ואת אמך ואהבת לרעך כמוך.
[20] ויאמר לו חבחור כל אלה שמרתי ומה יחסר לי עוד.
[21] ויאמר אליו יש''ו אם תרצה להיות תם לך ומכור כל אשר לך ותנהו לעניים ויהיה לך אוצר בשמים ובא אחרי.
[22] ויהי כשמוע הבחור הלך לפי שלא היה לו קרקעות רבות.[3]
[23] ויאמר יש''ו לתלמידיו אמן אני אומר לכם שכבד לעשיר לבא במלכות שמים.
[24] ועוד אני אומר לכם שיותר קל לבא הגמל בעין המחט מן העשיר במלכות שמים.
[25] וישמעו התלמידים ויתמהו מאד ויאמרו ליש''ו א''כ מי יוכל להושיע.[4]
[26] ויפן אליהם ויאמר נגד בני אדם הדבר קשה ונגד האלקים[5] הכל דבר קל להיות.[6]
Capítulo 82

[13 ] Entonces le trajeron niños para que pusiera su mano sobre ellos, y orase sobre ellos, y sus talmidim los expulsaron.

[14] Y les dijo Yesh”u: 
Permitan a los muchachos que vengan ante mí, fascinantes que ellos serán en el Reino de los Cielos. En verdad os digo que no entrara en el Reino de los Cielos si no les gusta esto.
[15] Y puso su mano sobre ellos y se fue.

[16] Y se le acercó un bajur (joven) y se postró ante él, y le dijo:

‘Rabí ¿qué haré de bien para comprar la vida en el Olam Haba’ (mundo venidero)?

[17] Y le respondió:
¿Por qué preguntas sobre el bien? Ningún hombre es bueno; porque sólo Dios es bueno. Y sí deseas [tener] la otra vida, guarda las mitzvot (mandamientos).
[18] Y le dijo [Yesh”u]: ¿Cuáles son? Y le dijo [el bajur]: 
‘No mataras, no robaras, no darás falso testimonio’. 
[19] Honra a tu padre ya tu madre, y amarás a tu prójimo como a ti mismo.
[20] Y le dijo el bajur:
‘Todo esto lo he guardado’ y ¿qué [más] necesito para mí?  
[21] Y le dijo Yesh”u: 
‘Si deseas ser tam (integro-תם) vendé todo lo que tienes y dalo a los pobres y tendrás un tesoro en los Cielos y después ven a seguirme'.
[22] Y sucedió que cuando oyó el bajur se fue, porque no (שלא) tenía muchas tierras.

[23] Y Yesh”u le dijo a sus talmidim (estudiantes): 
‘De cierto os digo, que es pesado para el rico entrar en el Reino de los Cielos’.
[24] Y además yo os digo, que es más ligero que entre un camello en el ojo de una aguja, que [un] rico en el Reino de los Cielos.

[25] Y escucharon los talmidim (discípulos) y se sorprendieron mucho y les dijo Yesh”u: 
Si es así, ¿quiénes se pueden salvar?
26 Y él se volvió a ellos y les dijo: ‘Contra los benei-adam (hombres sencillos) esta palabra es difícil y [es] en contra Di”s [ונגד האלקים]; toda cosa es ligera.

Comentario.


El bajur (joven) también es mencionado en otras partes del N.T bajo el nombre del ‘hombre rico’ tal como aparece en Marcos 10,17-31; o en Lucas 18,18-30 el cual es un ‘gobernante’, tal como aparece en las versiones griegas y arameas:

Texto Griego
Peshita de Lucas
Κα πηρώτησέ τις αὐτὸν ἄρχων λέγωνδιδάσκαλε ἀγαθέ, τί ποιήσας ζωὴν αἰώνιον κληρονομήσω;
 ܘܫܲܐܠܹܗ ܚܲܕ݂ ܡܼܢ ܪܹܫܵܢܹܐ ܘܸܐܡܲܪ ܠܹܗ ܡܲܠܦ݂ܵܢܵܐ ܛܵܒ݂ܵܐ ܡܵܢܵܐ ܐܸܥܒܸ݁ܕ݂ ܕܹ݁ܐܪܲܬ݂ ܚܲܝܹܐ ܕ݁ܲܠܥܵܠܲܡ 
ושַׁאלֵה חַד מֵן רִשָׁנֵא וֵאמַר לֵה מַלפָנָא טָבָא מָנָא אֵעבֵּד דּאִרַת חַיֵא דַּלעָלַם .
Y preguntó uno de los gobernantes (arkjon), diciendo: Instructor (Didaskale) bueno (agape) ¿qué he de hacer para heredar la vida eterna (zoen- aiōnion)?
Y preguntó, uno de los gobernantes (rishana’), diciendo: Maestro (Malfana’) bueno, ¿qué debo hacer para heredar la vida eterna (Jaya Da’Alam)?

Este hombre (un bajur o un gobernante), cuestiona a Yesh”u sobre del cómo obtener el Mundo Venidero, a éste le dice Yesh”u que además de observar la Torah, para ser tam (integro) tiene que vender todo cuanto posee y seguirle. Es interesante ver, que en la versión hebrea, se utilice el epíteto de tam (integro-תם). En el judaísmo, la persona tam, representa la actitud de la fe sin cuestionamientos. Su intención es positiva y carece de malicia alguna. [7] Esta integridad es obtenida bajo la observancia de la Torah, tal como se enseña Jaza”l-חז"ל:


חֲכָמִים יִנְחָלוּ וּתְמִימִים יִנְחֲלוּ טוֹב, וְאֵין טוֹב אֶלָּא תוֹרָה שֶׁנֶּאֱמַר כִּי לֶקַח טוֹב נָתַתִּי לָכֶם תּוֹרָתִי אַל תַּעֲזֹבוּ
פרק ו - משנה ג

“…Los sabios (Jajamim) heredaran el honor (Mishley 3:35); y así mismo: “Y los íntegros (t’mimim) heredaran el bien” (Mishley 28:10). Y no hay otro bien sino la Torah misma. Pues fue dicho: “Pues una buena enseñanza les dí; no desprecien Mi Torah (Mishley 4:2)”

Mishnah Masejet Avot  6:3.

Se ha de resaltar que bajo la visión del judaísmo el ‘bien’ esté relacionado tanto con Di”s quien es el hacedor del bien (Berajot 9:2: ברוך הטוב והמטיב), así como de la observancia de la Torah, como hemos visto en el Sha”s.

Por otra parte, sobre el tema de la riqueza que sea "obstáculo" para que una persona llegara a ser tam (integra), -tal como pretendía hacer creer Yesh”u- es un error, como veremos más adelante. En el judaísmo, el ser integro, está relacionado con la búsqueda del bien, ergo, de la Torah, incluso su estudio provoca el efecto de garantizar que el hombre evite todo mal en su juventud y en su futuro, tal como enseña Rabí Meir, en la Mishnah:

אבל התורה אינה כן, אלא משמרתו מכל רע בנערותו ונותנת לו אחרית ותקוה בזקנותו.
בנערותו מהו אומר, (ישעיה מ) וקוי ה' יחליפו כח.
בזקנותו מהו אומר, (תהלים צב)

Pero (con el estudio de) la Torah no ocurre así, éste guarda al hombre de todo mal en su juventud y le da futuro y esperanza en su ancianidad’ (Tehilim 92:15)…”

Mishnah Masejet Kidushin 4:14.

Incluso, todo el pueblo judío tiene parte en el Mundo Venidero, tal como se lee:

כל ישראל, יש להם חלק לעולם הבא--שנאמר "ועמך כולם צדיקים, לעולם יירשו ארץ"
מסכת סנהדרין פרק י

“Todo Israel tiene parte en el Mundo Venidero (Olam Haba’). Pues fue dicho: “Y Tu pueblo son todos justos y heredarán eternamente la tierra; son una rama de Mi cultivo y obra de Mis manos, del cual glorificarse. (Yeshayahu 60:21)”

Mishnah Masejet Sanhedrin 10:1

E incluso para el judaísmo, la riqueza o la eliminación de esta, no son un factor determinante para la búsqueda efectiva de la integridad, así como esta sea un obstáculo para heredar el Mundo Venidero, por el contrario se enseña que Di”s es el que concede la riqueza, y pobreza dependiendo del mérito que haga el hombre en su cumplimiento / estudio de la Torah, tal como enseña Rabí Meir:

רבי מאיר אומר, לעולם ילמד אדם את בנו אמנות נקיה (וקלה), ויתפלל למי שהעשר והנכסים שלו, שאין אמנות שאין בה עניות ועשירות, שלא עניות מן האמנות ולא עשירות מן האמנות, אלא הכל לפי זכותו

“Rabí Meir enseña: cada cual enseñará siempre a su hijo profesiones decentes y fáciles y ha de rezar a Aquel de quien son las riquezas y los bienes porque no hay profesiones que tengan pobreza o la riqueza, ya que la pobreza no viene de la profesión ni la riqueza procede del oficio, sino que todo es conforme al mérito…

Mishnah Masejet Kidushin 4:14

Incluso se advierte que el pobre que se enfoca al estudio de Torah sin sentimientos utilitaristas, puede terminar estudiando la Torah en la riqueza, y el que rico que descuide la Torah por su poder económico terminara desocupándose de la Torah, tal como enseña R’ Yonatan en la Mishnah:

רבי יונתן אומר, כל המקיים את התורה מעוני, סופו לקיימה מעושר; וכל המבטל את התורה מעושר, סופו לבטלה מעוני.

“Rabí Yonatan dice: Todo aquel que cumple la Torah en la pobreza terminará por cumplirla en la riqueza; y todo aquel que descuida la Torah por riqueza terminará por descuidarla por pobreza”.

Avot 4:9

Por otra parte, los Jajamim enseñan que la percepción de la riqueza puede ser positiva, siempre y cuando el hombre acepte que le es propio preciarse de su riqueza; y quien se satisface con su porción, tal como enseña Ben Zoma:

בן זומא אומר
איזה הוא עשיר--השמח בחלקו, שנאמר "יגיע כפיך, כי תאכל; אשריך, וטוב לך" (תהילים קכח,ב):  "אשריך", בעולם הזה; "וטוב לך", לעולם הבא.

“Ben Zoma dice: .. ¿Quién es rico? Quién se alegra de su porción. Pues fue dicho: ‘Si el fruto de tus manos comes, feliz eres y te irá bien” (Tehilim / Salmo 128:2); feliz eres en este mundo (Olam Hazeh) y te irá bien en el Mundo Venidero (Olam Haba´)”

Avot 4:1

Mientras que para la visión del bellaco de Yesh”u, todo esto le es contrario. Para Yesh”u, el que el Bajur no tuviera terrenos que vender y así seguirlo, tal hombre fue tipificado como una persona “egoísta”. Sin embargo resulta interesante que la exigencia de Yesh”u impuesta a los discípulos potenciales consistiría en renunciar a cuanto tenía valor para ellos, lo que nos llevaría a deducir que no es la Torah y las mitzvot (mandamientos) en cuanto tal lo que está en juego en Mateo 9,21s (Mateo Hebreo 82:21). Podríamos decir también que en los relatos del N.T se considera que la Torah y sus mitzvot no son adecuados para Yesh”u.


El criminal de Yesh”u quiso decir que para que una persona pudiera llegar a ser supuestamente integro, así como supuestamente podría alcanzar el Reino de los Cielos, así como el Mundo Venidero, el seguirlo sería superior a las exigencias de la piedad y de toda la Torah. Pero como hemos visto, la opinión de Yesh”u lejos de ser acorde a las palabras de la Torah, los Nebi’im y los Ketubim, así como de nuestros jajamim, es completamente opuesta, ajena, la cual solo buscaba satisfacer sus deseos egoístas por el poder. Tales características distan mucho del perfil que ha de poseer cualquier candidato a Mashiaj, es por ello, que reiteramos que Yesh”u de ninguna forma podría haber cumplido semejante papel, y por el contrario su perfil está más acorde al de los mercenarios y delincuentes.





[1]             = אחד
[2]             = העולם הבא
[3]             Esto es justo lo contrario del sentido griego
[4]             No question mark in Hebrew; there is one in the English. Also note that Howard adds an object for the infinitive להושיע.
[5]             Note orthodox spelling of אלהים.
[6]             Interesting syntax and word order. Is it common to end a clause like this with an infinitive?
[7] TABACHNIK. D, Hagadah de Pesaj, 2000, p.43.