9/20/2010

Tehilim /Salmo 41:9

Haman
Los mesiánicos dirán que Salmo 41:9 es una profecía que el Mesías será traicionado por uno de sus amigos. Ellos apuntan a Mateo 26:23, Lucas 22:21, y Juan 13:18-19 en el Nuevo Testamento para mostrar donde Yeshúa fue traicionado por uno de sus amigos.
La versión de la Reina Velera dice:

“Aun el hombre de mi paz, en quien yo confiaba, el que de mi pan comía, alzó contra mí el calcañal”.


La Contestación es: Este Salmo empieza con las palabras:

“Salmo de David” [מִזְמוֹר לְדָוִד] el más probablemente, que se refiere a David. También podría referirse a cualquiera que está sufriendo. Este Salmo no apunta exclusivamente a l criminal de Yesh"u. La víctima también es referida de estar enferma sobre una cama como dice:

“Que el Etern-o lo sostenga en su lecho de dolor; toda su cama arreglase en su enfermedad” 
verso 4

Yesh”u nunca se le menciona que este en una cama enfermo. Adicionalmente, aunque David era (sí, el Salmo está en el tiempo pasado, no el futuro) fue traicionado por un aliado, él sabe que Di-s no permitirá su enemigo triunfe, por eso que digan los versos:

“También mi aliado, aquél en quien confié, el que compartió mi pan, alzó contra mí sus pisadas. Pero Tú, oh Eterno, apiádate de mí y hazme levantar, y les daré su paga”.

Y se ve claramente que Ahitofel Gulionita, ayuda a Abshalom a realizar una sublevación contra David HaMelej, pues en Shmuel II, 15: 12 dice:

וַיִּשְׁלַח אַבְשָׁלוֹם אֶת-אֲחִיתֹפֶל הַגִּילֹנִי יוֹעֵץ דָּוִד מֵעִירוֹ מִגִּלֹה בְּזָבְחוֹ אֶת-הַזְּבָחִים וַיְהִי הַקֶּשֶׁר אַמִּץ וְהָעָם הוֹלֵךְ וָרָב אֶת-אַבְשָׁלוֹם
           
Y Avshalom mandó buscar a Ahitofel guilionita, consejero de David, de su ciudad, es decir de Gíloni, tanto él ofreció los sacrificios. Y la conspiración se hizo fuerte, por que cada vez más gente acompañaba a Abshalom”.

Sobre la paga de Avshalom por haberse revelado a David HaMelej se refleja, su paga con muerte debido a que tuvo relaciones sexuales con las diez concubinas de su padre, por eso le dieron diez lanzadas, tal como está escrito: “lo rodearon diez hombres de la guardia de Yoav” ( (Shmuel II, 18: 15) debido a que robó tres corazones, a saber, el corazón de su padre (David), el corazón del tribunal y el corazón de Israel, tal como esta escrito: “Avshalom robó los corazones de los hombres de Israel” (Shmuel II; 15:6); por eso tres dardos le fueron clavados, tal como está escrito: “Agarró tres dardos en su mano y los afincó en el corazón de Avshalom” (Shmuel 18:14; Cfr Sha”s masejet Sota 1:8).

Sobre Ahitofel, David escribió el Salmo 55, pues fue durante la sublevación de su hijo Abshalom, el rey David se sintió abatido por la deserción de su intimo amigo y consejero Ahitofel, quien se había pasado a las filas de la rebelión, por eso diga David HaMelej en el Tehilim:
           
“Y tú Elokim, hazlos descender al polvo del sepulcro. Los hombres sanguinarios y falsos no llegarán a la mitad de sus días; pero yo, confiaré en Ti”.
Verso 24

Esto fue cumplido con Ahitofel, pues como dice Shmuel II 17: 23:
כג וַאֲחִיתֹפֶל רָאָה כִּי לֹא נֶעֶשְׂתָה עֲצָתוֹ וַיַּחֲבֹשׁ אֶת-הַחֲמוֹר וַיָּקָם וַיֵּלֶךְ אֶל-בֵּיתוֹ אֶל-עִירוֹ וַיְצַו אֶל-בֵּיתוֹ וַיֵּחָנַק וַיָּמָת וַיִּקָּבֵר בְּקֶבֶר אָבִיו
“Y cuando Ahitofel vio su consejo no había sido seguido, aparejó su asno, y se levantó, y fue a su casa en su ciudad, y puso su casa en orden, y se ahorcó y murió, y fue sepultado en el sepulcro de su madre”.

El aliado que habla el Salmo 41:9 es indudablemente Ahitofel, en ningún momento se puede referir a Yehudah Ish-Keriot. De hecho él se retractó de ser un traidor como aparece en el Nuevo Testamento Griego, así como en el Evangelio de Judas (בסורת על-פי יהודה)